.
RSS Facebook Twitter YouTube

lunes, 30 de marzo de 2015

¿Por qué un Hotel de Turistas en Chimbote?


El Hotel Chimú es una de las construcciones más emblemáticas de Chimbote, no sólo por sus dimensiones arquitectónicas sino por el significado que tuvo para el puerto su construcción. En aquellas épocas no existían las fábricas pesqueras y la bahía era un balneario turístico, uno de los más bellos del Perú, visitado por turistas de todas partes del mundo. Por eso algunos atribuyen la construcción de un Hotel de Turistas en Chimbote únicamente a la belleza de nuestra bahía, si bien en parte, y sólo en parte es cierto, hay otras coyunturas determinantes en este proceso.

En el Perú desde 1932, finalizando la gestión de Sánchez Cerro, se empezaron a ejecutar las primeras medidas para impulsar el turismo asignando al Ministerio de Fomento de Obras Públicas dentro de sus funciones la organización y promoción turística. Pero es en el gobierno de Manuel Prado (1939-1945) donde se sientan las bases institucionales del turismo[1] que tiene dentro de sus objetivos generar la oferta turística en el Perú, relacionada directamente con la oferta hotelera para brindar alojamiento a los potenciales turistas. Por eso se inauguró el 14 de julio de 1942 la Cadena de Hoteles de Turistas del Perú para conseguir los fines anteriormente expuestos. Esta es la razón “macro” por la que se crearon los Hoteles de Turistas, según el siguiente cuadro.

Hoteles de Turistas existentes antes del Hotel Chimú
Hotel de Turistas
Apertura
Departamento
Huancayo
1940
Junín
Arequipa
1940
Arequipa
Machu Pichu Ruinas
1940
Cusco
Tingo María
1940
Huánuco
Camaná
1942
Arequipa
Huánuco
1943
Huánuco
Nazca
1943
Ica
Piura
1943
Piura
Trujillo
1943
La Libertad
Chala
1943
Arequipa
Yura
1944
Arequipa
Cusco Albergue
1945
Cusco
Abancay
1946
Apurímac
Chimbote
1949
Ancash

domingo, 22 de marzo de 2015

Chimbote y la revolución industrial

Por Walter Elías Álvarez Bocanegra

–Cuándo, cómo, dónde, nació Chimbote –pregunta el historiador.
–¿Chimbote?, ah, sí, claro –responde la fuente histórica:

Chimbote 1944
Chimbote es un pequeño pueblo situado a 640 kilómetros al norte de la capital peruana, entre una hermosa bahía y una verde campiña. Por largos años vivió una vida apacible entre los altos picachos andinos y la costa del Pacífico. Nada turbaba la invariable y sosegada actividad de sus agricultores y pescadores, pero de súbito, un vértigo de modernidad sacudió todo y hoy el antiguo silencio es roto por el ruido de las excavadoras mecánicas y las explosiones de la dinamita, mientras el mundo entero vive la angustia de una guerra, socialismo y capitalismo brindan con el mismo vodka.
Todo el pueblo pasa rápidamente de la etapa agrícola a la industrial. Es muerte del feudalismo y nacimiento del capitalismo. Tres nuevas fuentes de riqueza, carbón, hierro y fuerza motriz, harán de Chimbote un importante centro industrial y abrirán al Perú un nuevo y amplio horizonte que lo librará de depender tanto de las importaciones, al mismo tiempo ofrecerá miles de nuevos empleos y diversificará la economía nacional. Los indios de hacienda, de los andes, dejaran a sus patrones a quienes vienen sirviendo en forma gratuita y se emplearán en Chimbote.
Gigantescos afloramientos de carbón yacen en las altas montañas que se levantan al noreste del pueblo. Desde estas minas, en la provincia de Pallasca, dos angostas líneas ferroviarias zigzaguean a través del difícil terreno y convergen en una para seguir por el valle del río Santa y virar a Chimbote.

miércoles, 4 de marzo de 2015

Leyenda del ahogado de Chimbote

4 historias sobre el ahogado

Hey, tú. Sí, tú. Acércate muchacho, sin miedo, que un viejo como yo no te puede hacer mucho daño. Veo que andas preguntando sobre el ahogado. ¿Leyenda? Ja, ja. El ahogado no sólo es una estúpida leyenda. Los pescadores preferimos callar sobre estos temas porque se nos toma por ignorantes; y a decir verdad, muchos lo somos. Pero aún así, reservados. Sin embargo; te he observado y he visto que le has puesto ganas a lo que llamas leyenda. Muchas son las historias que se han contado sobre el ahogado, y muchos suelen pensar que son varias las almas que penan, víctimas de una misma muerte: el ahogamiento. Yo sin embargo, creo algo distinto: Para mí el ahogado es un espíritu eterno que viene cobrando víctimas desde tiempos inmemoriales. ¿Que cómo lo sé? no es algo que se sabe, es algo que se siente. ¿Si lo he visto?, ahora no hablaremos de eso. Pensarás que el mar me ha vuelto un viejo loco o que te quiero sorprender, pero a esta edad, a puertas del infierno, qué sentido tendría hacerlo. Bien muchacho ahora escucha con atención.

domingo, 1 de marzo de 2015

El Pulpo Gigante de Vesique

Sobre el Pulpo Gigante de nuestra playa poco se ha comentado, siempre hemos sido reservados y se ha mantenido la leyenda asolapada durante años. Sino quién iba a querer visitar o bañarse en una playa donde habita un pulpo de colosales dimensiones. La verdad que yo nunca lo he visto, pero mi padre, que en paz descanse, sí.